julio 5, 2024

Gobierno de Guatemala repudia venta ilegal de pieza arqueológica

El Ministerio de Cultura y Deportes hace saber que el Gobierno de Guatemala ha sido informado de la venta ilegal de una máscara de mosaico de jade, concha y obsidiana, perteneciente al patrimonio cultural de Guatemala, por la casa de subastas Sotheby’s, de Londres, Gran Bretaña, bajo el evento «Master Sculpture From Four Millennia».

Al conocer esta situación, se iniciaron los procedimientos necesarios para presentar un reclamo formal ante Sotheby’s, fundamentado en un exhaustivo análisis técnico emitido por el Departamento de Registro de Bienes Culturales y Coloniales, el cual confirmó que la máscara tiene su origen en Tierras Bajas, Petén, Guatemala.

El reclamo fue presentado a través de nuestra Embajada en el Reino Unido, exigiendo que se retirara de inmediato la pieza de la subasta. Lamentablemente, Sotheby’s decidió proceder con la venta a pesar de nuestras objeciones, argumentando que la pieza tenía un historial documentado que supuestamente respalda su salida legítima de Guatemala, antes de la entrada en vigor de ciertas leyes y convenciones internacionales.

Ante ello, el Gobierno de Guatemala rechaza categóricamente esta postura, ya que existen evidencias claras de que la exportación de bienes culturales del país estaba prohibida constitucionalmente antes de la adquisición de esta pieza en el mercado internacional. La pieza fue saqueada de Guatemala lo que la convierte en producto de tráfico ilícito, probablemente antes de la década de 1970.

La Convención de UNESCO de 1970, ratificada por Guatemala en 1985, no altera los derechos y la propiedad sobre los bienes culturales guatemaltecos, independientemente de su ubicación actual. Sotheby’s no cumplió con las normas éticas al no divulgar adecuadamente el lugar de procedencia de la máscara en el catálogo de la subasta, a pesar de tener pleno conocimiento de su origen.

Ante esta situación, Guatemala informará de estos hechos a la Secretaría de la Convención de UNESCO de 1970, solicitando su pronunciamiento e instando a que Sotheby’s se apegue a la normativa internacional y la necesidad de realizar verificaciones rigurosas sobre la procedencia legítima de los bienes culturales.

Continuaremos trabajando activamente para proteger y preservar nuestro invaluable patrimonio cultural, y hacemos un llamado a la comunidad internacional para que se sume a nuestros esfuerzos en la lucha contra el tráfico ilícito de objetos arqueológicos que afectan a todos los países.